Biden pide prohibir las armas de asalto que convierten a escuelas en “campos de matanza”

El presidente pidió una vez más al Congreso que apruebe leyes de armas más estrictas luego de una serie de tiroteos masivos.

El presidente Joe Biden entregó una súplica apasionada al Congreso para actuar sobre el control de armas este jueves por la noche en un discurso a la nación, pidiendo a los legisladores que restablezcan los límites en la venta de armas de asalto y cargadores de alta capacidad después de una serie de tiroteos masivos en el país.

“Hay muchos colegios comunes que se han convertido en campos de matanza en los Estados Unidos”, dijo Biden.

Hablando en la Casa Blanca, Biden trató de aumentar la presión sobre el Congreso para aprobar límites de armas más estrictos después de que tales esfuerzos fracasaron luego de ataques anteriores.

“Cuánta carnicería más estamos dispuestos a aceptar”, dijo Biden después de los tiroteos de la semana pasada por parte de un hombre armado de 18 años, que mató a 19 estudiantes y dos maestros en una escuela primaria en Uvalde, Texas, y otro ataque el miércoles en Tulsa, Oklahoma, donde un hombre armado disparó y mató a cuatro personas y a sí mismo en un consultorio médico.

“Necesitamos prohibir las armas de asalto y los cargadores de alta capacidad. Y si no podemos prohibir las armas de asalto, deberíamos aumentar la edad para comprarlas de 18 a 21 años”, dijo Biden.

Su discurso coincide también con las conversaciones entre senadores del partido Demócrata y Republicano sobre el control de armas de fuego que están teniendo lugar a raíz de los tiroteos Uvalde, Búfalo (Nueva York) y Tulsa (Oklahoma).

“Apoyo los esfuerzos bipartidistas que incluyen un pequeño grupo de senadores demócratas y republicanos que intentan encontrar una manera. Pero, Dios mío, el hecho de que la mayoría de los republicanos del Senado no quieran que ninguna de estas propuestas se debata ni se someta a votación, me parece inconcebible”.

Dijo que los legisladores deberían restablecer la prohibición de las armas de asalto, como los AR-15, y la prohibición de los cargadores de alta capacidad. Si esas armas no están prohibidas, la edad para comprarlas debería aumentarse de 18 a 21 años.

“¿Por qué, en el nombre de Dios, un ciudadano común debería poder comprar un arma de asalto que tiene cargadores de 30 rondas, que permite a asesinos masivos disparar cientos de balas en cuestión de minutos?”, dijo Biden.

Biden dijo que el Congreso también debería fortalecer las verificaciones de antecedentes, incluso exigirlas en ferias de armas y ventas en línea, y promulgar leyes de almacenamiento seguro y bandera roja y revocar la inmunidad que protege a los fabricantes de armas de responsabilidad.

También pidió acciones para abordar la salud mental, incluidos más consejeros escolares y otros servicios de salud mental para estudiantes y maestros.

“Nunca me rendiré. Si el Congreso falla, creo que esta vez la mayoría de los estadounidenses tampoco se rendirá”, dijo Biden. “Creo que la mayoría de ustedes actuará para generar indignación y asegurarse de que este tema sea fundamental para su voto. Suficiente, suficiente, suficiente.

LAS RECIENTES MASACRES HAN SACUDIDO EL ESPECTRO POLÍTICO EN WASHINGTON

Biden ha insistido repetidas veces en que el Congreso debe tomar cartas en el asunto en proyectos que él ha apoyado en el pasado, como la expansión del monitoreo del historial de alguien que desea comprar un arma y aún la controversial prohibición de rifles de asalto, la legislación que supo promover mientras era senador hace casi tres décadas.

Como presidente, Biden ha tenido que dar discursos tras las recientes masacres, pero la ocurrida en Uvalde, Texas, parece haber colmado su paciencia y empujado a Washington a tomar acciones.

“¿Dónde está nuestra médula espinal para tener el coraje de enfrentar a los lobistas de las armas”, dijo Biden tras la masacre en Texas. “Es hora de convertir este dolor en acción”.

En Estados Unidos existen más armas que seres humanos. Se estima que existen unas 393,000,000 armas lo que significa que hay 120 armas por cada 100 habitantes, lejos, la tasa más alta de posesión de armas en el mundo.

El acceso a las armas está protegido por la Segunda Enmienda de Constitución que fue ratificada en 1791, y es usada por quienes defienden el derecho a las armas, aún a pesar de las masacres.

Leave a Reply

Your email address will not be published.